Cerrar
Tour Virtual
No tiene artículos en su carrito de compras.
Buscar
Filtros

Simulación médica: La nueva realidad

Simulación médica: La nueva realidad

Cuando hablamos de la importancia de la simulación con la nueva realidad para la preparación de los profesionales de la salud en México y en el mundo, me viene a la mente la siguiente cita:

 

“El error humano es la causa principal de eventos adversos que llevan a desenlaces desfavorables para los pacientes.”

To err is human, del instituto de medicina de EU

 

Y si, los seres humanos no somos perfectos y cometemos errores. Sin embargo, en el caso de la medicina y trato al paciente esto puede minimizarse si incluimos la simulación para que enfermeras, médicos, terapeutas, técnicos laboratoristas a todos los niveles puedan practicar y hacerlo de una forma ética.

 

Cuando hablamos de simulación aplica desde procedimientos básicos como una inyección o una palpación mamaria hasta procedimientos de alto riesgo como primera respuesta en estabilización de trauma, cuidados intensivos cardiacos y laparoscopias.

 

En términos de beneficios, no sólo estamos hablando que gracias a la simulación ya no vamos a ver estudiantes así, si no de mejoras tanto a nivel médico, sanitario e incluso económico.

Cada día más países están apostando por incrementar sus presupuestos para preparar mejor a sus profesionales de la salud, tanto por parte de gobierno como iniciativa privada.

 

Y ahora más que nunca es que la simulación cobra aún más relevancia. Si algo tenemos los seres humanos es la capacidad de adaptarnos y eso hemos hecho también en esta pandemia: adaptarnos a cómo comprar, cómo socializar, la educación y preparación de profesionales de la salud no debería ser la excepción.

 

La pandemia de COVD 19 y la distancia social como resultado ha tenido muchas consecuencias, entre ellas la suspensión de prácticas físicas con pacientes reales en hospitales o clínicas.

Pero a pesar del COVID las enfermedad y accidentes comunes siguen sucediendo y estos necesitan atención.

 

Es por esto que la simulación es hoy más que nunca una solución educativa para lidiar con las circunstancias actuales sin sacrificar la educación o preparación de nuestros profesionales de la salud.

Deje su comentario